temperaturas récord

En 2020 el cambio climático no se detuvo, sino que, al contrario, se convirtió en el tercer año más caliente de la historia registrada, de acuerdo con información dada a conocer recientemente por la Organización Meteorológica Mundial (OMM).

La OMM informó que la década de 2011 a 2020 fue la más cálida desde que se tienen registros, y desde 2015 hemos vivido los seis años con más altas temperaturas.

El 2020 no solo fue el año de la pandemia, sino de temperaturas récord y catástrofes del cambio climático: inundaciones, sequías, tormentas, incendios forestales y plagas de langostas.

Organización de las Naciones Unidas

El 2016 fue el año con la temperatura más elevada, ya que fenómenos meteorológicos, como la Niña en 2020, producen un efecto de enfriamiento global que reduce al final el promedio de la temperatura global.

“La situación de calor excepcional en 2020 se dio incluso cuando se produjo un episodio de La Niña”, enfatizó Petteri Taalas, secretario general de la OMM.

Entre las características de la temperatura global en 2020 destacan el calor sostenido, los incendios forestales en Siberia una reducida extensión del hielo marino en el Ártico y la temporada récord de huracanes en el Atlántico.

En 2020 la temperatura fue de aproximadamente 14.9 °C, es decir, 1.2 °C superior a los niveles preindustriales (1850-1900).

Organización Meteorológica Mundial 

El panorama es desolador, pues, actualmente vivimos fenómenos meteorológicos extremos sin precedentes en todas las regiones y en todos los continentes.

De acuerdo con la ONU, “el mundo va camino a alcanzar un aumento catastrófico de la temperatura de 3 a 5 grados Celsius en este siglo”. Al respecto, António Guterres, director general de la ONU, declaró:

“La confirmación de la Organización Meteorológica Mundial de que 2020 fue uno de los años más cálidos desde que se iniciaron los registros es un claro recordatorio de que el cambio climático avanza con paso firme, destruyendo a su paso vidas y medios de subsistencia en todo nuestro planeta”.

Para Guterres, la humanidad necesita urgentemente hacer las paces con la naturaleza.

“Este claro indicio del cambio climático producto de las actividades humanas es hoy tan poderoso como la fuerza misma de la naturaleza”, puntualizó.

Además, en 2020 el aumento de las temperaturas también tuvo importantes repercusiones socioeconómicas. “Como consecuencia de los desastres meteorológicos y climáticos los Estados Unidos sufrieron pérdidas récords de 22 000 millones de dólares en 2020“, señala la ONU.

De acuerdo con el organismo internacional, el aumento de la temperatura solo intensificará los desastres, con un costo económico de miles de millones de dólares.

Invertir en un futuro verde

El Informe sobre la Brecha de Adaptación 2020 del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) señala que es momento de implementar medidas a través de planes nacionales, sistemas de información climática, alerta temprana, medidas de protección e inversiones en un futuro verde.

Asegura también que, aunque hay avances, aún existen enormes brechas en el financiamiento para los países en desarrollo y para brindar una protección real contra los impactos climáticos como sequías, inundaciones y el aumento del nivel del mar:

“La dura verdad es que el cambio climático está sobre nosotros. Sus impactos se intensificarán y afectarán con más fuerza a los países y comunidades vulnerables, incluso si cumplimos los objetivos del Acuerdo de París de mantener el calentamiento global de este siglo muy por debajo de los 2 grados centígrados y perseguir los 1.5°C”, aseguró Inger Andersen, directora ejecutiva del Programa.

La prioridad de las naciones debe centrarse en hallar soluciones basadas en la naturaleza localmente apropiadas para abordar desafíos sociales, brindar bienestar humano y a la vez beneficios para la biodiversidad al proteger, gestionar sosteniblemente y restaurar ecosistemas.

Sugiere que un punto clave de las acciones se centre en el apoyo a las iniciativas verdes que incluyen soluciones basadas en la naturaleza ha aumentado en las últimas dos décadas.

Con información de ONU Noticias

Lee más contenidos de De Facto:

“Nueva cepa de coronavirus llega a México y esto es lo que se sabe de ella”

“Universidades, dinero y calidad”

“Menstruación: una realidad por la que pagamos”

“En 2020, nueve periodistas fueron asesinados en México por su labor de informar”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *